Primeros pasos en el Fútbol

Verano de 1989, Javier Clemente era el entrenador del Atletico de Madrid, estaban haciendo la pretemporada en Segovia y asistí a todos los entrenamientos; 

Nunca he sido buen jugador de fútbol, sólo conseguí destacar algo como Portero. Mi mejor recuerdo, cuando aún era juvenil, fue entrenar junto a Carmelo del Pozo en un campo de tierra de la Ciudad Deportiva de Segovia, allí me rompí el escafoides y acabó mi etapa de jugador. Empecé a entrenar en el Colegio Claret de Segovia, con 15 años al equipo infantil, después de que en el verano de 1989, asistiera a todos los entrenamientos del Atletico de Madrid, que estaba haciendo la pretemporada en Segovia;  Javier Clemente era el entrenador y Carlos Cascallana era el Preparador Físico del equipo.

Con la ilusión de un niño, participé ayudando como recogepelotas a los utilleros del Atlético de Madrid, los hermanos Llarandi, recuerdo estar en el borde del área, colocando balones a Javier Clemente para que tirara tiros a Abel Resino y Angel Mejías. También recuerdo que Baltazar me regaló unas botas sin cordones que eran la última moda, y que posteriormente trituré en los campos de tierra… y todavía conservo la camiseta de entrenamiento roja de puma que lleva “mita”, creo que me la regaló Carlos Aguilera o fue Bustingorri… ¿?

También  Abel Resino me regaló unos guantes, que conservé con cariño porque en el año 1991 batió el  récord nacional de imbatibilidad con 1.275 minutos.

Este enlace: http://www.colchonero.com/los_veranos_del_atleti-itemap-149-86562-27.htm tiene detalles de los que es bonito acordarse…

clemente-adel-1-8